Comentarios y Respuestas

“La Franja y la Ruta” no es en absoluto el “Plan de Marshall en versión china”

Actualizado el 03-07-2015 | Agrandar | Achicar

Autor:Wang Yiwei | Fuente:Qiushi (Nº12, 2015)

Durante la celebración, en este año, de la III Sesión de la XII Asamblea Popular Nacional y la III Sesión del XII Comité Nacional de la Conferencia Consultiva Política del Pueblo Chino, enfocándose al problema planteado por un corresponsal extranjero en el sentido de “cómo ve la parte China que alguien metaforiza ‘la Franja y la Ruta’ como ‘Plan Marshall’”, el ministro Wang Yi de Relaciones Exteriores señaló con toda claridad: ‘’La Franja y la Ruta” es mucho más antiguo y a la vez mucho más joven que el “Plan Marshalll”, las dos cosas no pueden considerarse en un mismo plano.

El “Plan Marshall” oficialmente denominado “European Recovery Program” fue un plan con el cual poco después de finalizada la II Guerra Mundial los Estados Unidos participó en la reconstrucción de los países de Europa Occidental y brindó ayuda económica al respecto. El “Plan Marshall” contribuyó a promover la recuperación de los países concernientes en la post Guerra, pero impulsó la fundación de la OTAN, consolidó los acuerdos de Bretton Woods dirigido por los Estados Unidos, originó la division de Europa y los Estados Unidos se hizo la parte más beneficiada del “Plan Marshall”. Al analizar y comparar con seriedad la iniciativa de “la Franja y la Ruta” formulada por China y el “Plan Marshall” no es difícil darse cuenta de la existencia de las diferencias fundamentales entre los dos.

Ante todo, son distintos en cuanto al fondo de los tiempos. Los Estados Unidos impulsó el “Plan Marshall” con fines de materializar en lo pronto posible la recuperación post Guerra de los países capitalistas europeos, evitar que los Partidos Comunistas de Grecia, Italia y otros países, valiéndose de la oportunidad de reestablecimiento de todo campo y caos político conquistaran el poder político, oponerse a la Unión Soviética y otros países comunistas, fue una “doctrina Truman” en lo económico y estaba al servicio para materializar al final el hegemonismo global de los Estados Unidos. El “Plan Marshall” sentó base económica para la formación de la OTAN, poseyendo un tono ideológico bastante fuerte.

“La Franja y la Ruta” no tiene fondo de tiempos de la guerra fría y tono ideológico. Siendo el resurgimiento moderno de la antigua Ruta de la Seda, “la Franja y la Ruta” son abiertas, inclusivas, heredan y desarrollan el espíritu de la antigua Ruta de la Seda consistente en “la paz y la cooperación, la apertura y la inclusividad, el aprendizaje mutuo y la toma recíproca de referencias, el beneficio mutuo y el ganar-ganar”, acogen la participación activa de todo los países del mundo y organizaciones internacionales y organizaciones regionales; siendo una propuesta de la cooperación internacional, “la Franja y la Ruta” son resultado de que en la época pos crisis financiera, China, importante fuerza propulsora del incremento económico mundial, convierte en la superioridad del mercado y la cooperación la superioridad propia de la capacidad productiva, la superioridad de tecnologías y fondos y las experiencias de desarrollo y resultado del impulso chino de la apertura omnidireccional.

En segundo lugar, son distintos en la intención de su ejecución. El “Plan Marshall” radicaba en a través de la ayuda norteamericana recuperar la economía de Europa para convertirla en importante herramienta de oponerse a la Unión Soviética y al mismo tiempo permitir a los Estados Unidos controlar con mayor facilidad y ocupar el mercado europeo. El “Plan Marshall” tenía adicionadas muy exigentes condiciones políticas y todos los países prosoviéticos de Europa eran excluidos. Aun cuando se trataba de los países aliados, los Estados Unidos también elaboró normas y reglas para su incorporación a dicho plan y los países aceptores de la ayuda solo podían aceptarla incondicionalmente. El “Plan Marshall” expuso a plenitud la intención estratégica de los Estados Unidos de controlar a Europa pues tenía en sus hombros la misión estratégica de estabilizar Europa para oponerse a la Unión Soviética.

“La Franja y la Ruta” en esencia constituyen una plataforma de cooperación conjunta de los países correspondientes, un producto común que China proporciona a la comunidad internacional, enfatizan los principios de “consulta conjunta, construcción mancomunada y disfrute compartido”, abogan por las normas de relaciones internacionales de nuevo tipo y la modalidad de cooperación regional en el siglo XXI. La propuesta acerca de “la Franja y la Ruta” se establece sobre la base de la cooperación y el ganar-ganar, se pronuncia porque los países a lo largo realicen intercambios económicos y culturlaes en pie de igualdad y amistosos y materialicen el desarrollo conjunto.

En tercer lugar, son distintos en la composición de países participantes. Los países participantes en el “Plan Marshall” incluían a los Estados Unidos, el Reino Unido, Fancia y otros países capitalistas, se trataba de la ayuda del primer mundo al segundo mundo. Los países socialistas así como numerosos países del tercer mundo eran excluidos.

“La Franja y la Ruta” tienen como principales los países a lo largo de la antigua Ruta de la Seda Terrestre y la antigua Ruta de la Seda Marítima, extendiéndose y prolongándose a otros países, en su mayoría países en vías de desarrollo y países emergentes, también países desarrollados. Esta propuesta de colaboración contribuye a fomentar la cooperación económica y el intercambio cultural entre los países en vías de desarrollo, promover la materialización de la complementación mutua en superioridades y la integración económica entre los países de diversas índoles y crear nueva modalidad de cooperación Sur-Sur, la cooperación interregional y la cooperación intercontinental.

En cuarto lugar, son distintos en contenido concreto. El contenido principal del “Plan Marshall” radicaba en que los Estados Unidos proporcionaba ayuda en recursos materiales, monedas y servicios laborales y el apoyo político a Europa Occidental. De acuerdo con la demanda del “Plan Marshall” los fondos que aceptaban los países receptores de la ayuda tenían que ser utilizados para comprar mercancías norteamericanas, los países receptores de la ayuda tenían que eliminar en lo pronto posible la barrera arancelaria y anular o relajar restricciones de las divisas; los países receptores de la ayuda tenían que aceptar la supervisión norteamericana y suministrar materiales estratégicos que los mismos países y las colonias producían; establecer fondo de la moneda local controlado por los Estados Unidos (cuya función era canjear el fondo de ayuda por el “Plan Marshall” en fondo integrado por la moneda local); garantizar el derecho privado estadounidense de inversión y desarrollo. El resultado fue que los Estados Unidos consiguió gran cantidad de exportaciones a Europa, el dólar americano se hizo la moneda de liquidación principal del comercio de Europa Occidental, lo cual impulsó el establecimiento de la hegemonía financiera de los Estados Unidos en la post Guerra. Además, el “Plan Marshall” incluía, también, la disminución del comercio con los países socialistas, abandono del plan de “nacionalización” y otros contenidos de tono de guerra fría relativamente fuerte.

A diferencia de la exportación unilateral del “Plan Marshall”, en “la Franja y la Ruta” China y los países a lo largo de las Rutas de la Seda comparten la capacidad productiva de excelente calidad, consultan en conjunto sobre las inversiones en proyectos, construyen mancomunadamente infraestructuras, comparten los frutos de la cooperación. El contenido abarca las “cinco comunicaciones”: comunicación en medidas políticas, comunicación conectada en instalaciones, comunicación fluida en comercio, comunicación mutua entre las voluntades de los pueblos, la connotación es mucho más rica que el “Plan Marshall”.

Por último, son distintos en la forma de ejecución. El “Plan Marshall” se arrancó oficialmente en julio de 1947 y se continuó por cuatro ejercicios fiscales. Durante ese período, los países receptores de la ayuda recibieron un total de alrededor de más de 13.000 millones de USD de ayuda prestada por los Estados Unidos, incluida las formas en finanzas, técnicas, equipos, etc. equivalentes a alrededor del 5,4% del PIB norteamericano del mismo año cuando Marshall pronunció el discurso, ocupando el 1,1% del PIB norteamericano de ese período entero. El “Plan Marshall”, apoyándose en el fuerte poderío económico de los Estados Unidos en la post Guerra, a través del proporcionamiento de la ayuda a los países de Europa Occidental, contribuyó a materializar la reconstrucción económica de los países receptores de la ayuda, demostrando la forma de ayuda “uno a varios” entre los Estados Unidos y los países de Europa Occidental”.

“La Franja y la Ruta” constituyen una gran causa cuya propuesta es iniciada por China y en la cual participan en conjunto los países a lo largo de las mismas. Los países a lo largo de las mismas abren activamente los puertos fronterizos, perfeccionan mancomunadamente la comunicación y la construcción de otras infraestructuras y lo que manifiesta es la modalidad de cooperación entre los países a lo largo de las Rutas de la Seda. “La Franja y la Ruta” hacen énfasis especial en la conexión entre los países a lo largo de las Rutas de la Seda tocante a la estragegia de desarrollo estatal, la planificación, los estándares y las tecnologías, tienen por objetivo convertir las oportunidades de desarrollo de China en unas de los países a lo largo de las Rutas de la Seda, procurar el desarrollo mancomunado de los países con distintas razas, creencias y fondo cultural y, a través del establcimiento del Fondo de la Ruta de la Seda y el Banco Asiático de Inversión en Infraestructuras, proporcionar el respaldo financiero a la cooperación de los países y regiones colindantes. Se despliegan a la vez en la tierra firme y el mar corredores económicos, parques industriales, construcción portuaria y otros proyectos por varias líneas de Asia Central, Medio Oriente, Asia Suroriental, Asia del Sur, etc. para hacer realidad, paso a paso, el hermoso plano de interconexión e intercomunicación entre Europa, Asia y África.

En el período histórico especial posterior a la finalización de la Segunda Guerra Mundial, el “Plan Marshall” jugó determinado papel para estabilizar la situación en Europa y restaurar la economía del continente, pero era muy evidente que detrás de ello estaban infiltrados los intentos de los Estados Unidos de procurar la hegemonía. Hoy día, la guerra fría ya se terminó. La propuesta hecha por China sobre “la Franja y la Ruta” ha abandonado por completo el anticuado marco del pensamiento de guerra fría y del juego suma cero, se acomoda a la nueva corriente de paz, desarrollo, cooperación y ganar-ganar, su connotación y significado superan lejanamente el “Plan Marshall”. El que se metaforice “la Franja y la Ruta” como “Plan Marshall” edición china no cuenta con fundamento ni de la historia ni de los hechos.

 (El autor Wang Yiwei es professor del Instituto de Relaciones Internacionales de la Universidad Renmin de China)

Artículos relacionados